Diario de la luz 2/12

XVIII

Diario de la luz 2/12

7:50 am

Está oscuro, estoy en la cocina con la luz y la calefacción encendida. Desde aquí veo el tubo de neón violeta en el galponcito del vecino y las luces multicolores con el Santa Claus, su trineo y sus renos, en el brazo de la grúa estacionada a dos cuadras, donde están construyendo el edificio de departamentos con el supermercado en la planta baja en la esquina de Badhuisstraat y Prins Willemstraat. Los renos mueven las patas como corriendo.

Las gaviotas chillan.

Si apago la luz de la cocina, la visibilidad es mínima. Está nublado. Oscuro. No hay indicios de amanecer. Pero no es una oscuridad total. Es una oscuridad industrial: rodeada de luces artificiales, la oscuridad total no existe.

Miro hacia el otro lado, la otra ventana, la del frente, también está iluminada pero no por la luz solar, sino más luz artificial, la de la calle.

Amanecer: 8:30

Atardecer: 16:34

Hoy hay 0 horas de sol.

El próximo jueves:

Amanecer: 8:37

Atardecer: 16:31

2 horas de sol.

8:05: Recién ahora se empieza a ver un poco de luz en el cielo. Se distinguen los bordes de las nubes, sus formas gaseosas. Pero no se ve ni un pedazo de cielo azul.

(escrito originalmente en castellano)

La vista del cielo desde la cocina